◄ ¡ Hola ¡ Saludos desde MÉRIDA (España). Ciudad romana y Monumental. Si puede, no deje de visitarla. │◄ Hello! Greetings from MERIDA (Spain) Roman and Monumental City. If it can, it does not let visit it │◄ Bonjour ! Salutations de la ville romaine et monumentale de MÉRIDA (Espagne). Si elle peut, elle ne laisse pas la visite il. │◄ Hallo! Grüße MÉRIDA (Spanien) von der römischen und hervorragenden Stadt. Wenn sie kann, läßt sie nicht Besuch es. │◄ Ciao! Saluti dalla città romana e Monumental de MERIDA (Spagna). Se può, non lascia la chiamata esso. │◄ Hello! Cumprimentos da cidade Roman e Monumental de MERIDA (Spain). Se puder, não deixa a visita ele.

Terremoto Financiero. El papel de España

TERREMOTO FINANCIERO | EL PAPEL DE ESPAÑA

Zapatero vuelve de China sin garantía de ser invitado a la Cumbre de los 20

  • Niega que EEUU lo haya excluido por sus malas relaciones con el presidente Bush
Zapatero, junto al ministro de Industria, Miguel Sebastián, y el presidente chino, Hu Jintao. (Foto: EFE)

Zapatero, junto al ministro de Industria, Miguel Sebastián, y el presidente chino, Hu Jintao. (Foto: EFE)

EL MUNDO

PEKÍN.- Aunque regresó de China sin recibir la garantía de una invitación para asistir a la cumbre de los ocho países más industrializados y los emergentes que se celebrará el 15 de noviembre en Washington (G-20), José Luis Rodríguez Zapatero reforzó el sábado la línea que defendió la víspera su número dos, María Teresa Fernández de la Vega, y se mostró convencido de que España participará en la reunión "sea en el formato que sea".

Desde la VII Cumbre Euroasiática de Pekín y en rueda de prensa, Zapatero dio por hecha la participación del Gobierno: "España tiene que estar, en el formato que sea, porque tiene mucho que decir y lo va a decir". Sin embargo, fuentes oficiales de Presidencia insisten en que dicha presencia no está confirmada, aunque se sigue trabajando para que nuestro país esté entre el amplio club que decidirá los cambios en los mecanismos de regulación de la economía mundial que se aplicarán en los próximos años.

Fuentes de Presidencia señalaron, antes del viaje a China, que durante la estancia de Zapatero en Pekín se trabajaría para recabar apoyos, aunque dejaron claro que el presidente del Gobierno no iba a pedir a ningún líder asiático su respaldo explícito para ir a la Cumbre de Washington.

El sábado durante la rueda de prensa, Zapatero no explicó si espera sentarse junto a los otros 20 jefes de gobierno invitados por Bush gracias a la mediación del presidente de Brasil, Jose Ignacio Lula da Silva, que preside el G-20, ni si Francia cederá a España uno de los dos puestos que le corresponden (como miembro del G-20 y como presidente de la UE), y dejó todas las puertas abiertas: "Lo que opine EEUU es muy importante, pero también lo que opine la UE o cada uno de los integrantes del G-20".

Eso sí, destacó la importancia de que la opinión de la UE -Francia y Reino Unido son partidarios de que el Ejecutivo tenga voz en la Cumbre- consiga limar la reticencia inicial de Washington: "Como país europeísta, y como la iniciativa parte de Europa, tengo confianza en el trabajo que las instituciones europeas están desarrollando para ese fin".